PEÑA VALDORRIA Y BOSQUE DE LAS HADAS

PEÑA VALDORRIA DESDE NOCEDO DE CURUEÑO, ERMITA DE SAN FROILÁN Y BOSQUE DE LAS HADAS (LA TÁMBORE)

Aunque no es de las rutas más cercanas que se pueden hacer desde Camplongo, el pueblo de Valdorria, con su cercana Ermita de San Froilán, ya de por si merecen una visita.

Si además ascendemos hasta la cumbre de Peña Valdorría (1.926 metros) o visitamos el Bosque de las Hadas y la Cascada de Valdecesar el desplazamiento está más que justificado.

Peña Valdorria con el pueblo a su abrigo

La ruta que describimos y cuyo track enlazamos tiene su punto de partida poco antes de llegar al pueblo de Nocedo de Curueño (si venimos por las Hoces de Valdeteja), donde muy cerca de las ruinas del antiguo balneario encontramos un cómodo aparcamiento. Aunque no es la vía de subida más frecuentada a Peña Valdorría, nos permite hacer un recorrido más circular ascendiendo por un valle y bajando hacia otro.

Con paradas para reponer fuerzas cuando lo estimemos necesario y disfrutar del paisaje que nos rodea podemos necesitar  unas ocho horas.

Desde nuestra casa rural en Camplongo tenemos unos 35 kilómetros, pasando antes por Villamanín, Cármenes y las Hoces de Valdeteja.


Comenzamos el recorrido retrocediendo unos 400 metros por carretera. A nuestra derecha, al otro lado del río, veremos el abandonado balneario de la Caldas de Nocedo y la ermita del mismo nombre, que tampoco goza de muy buena salud. Y a nuestra izquierda las tremendas moles de roca caliza que encajonan el Río Curueño y la carretera que va a su lado.

Ruinas de las Caldas de Nocedo

Ermita de las Caldas de Nocedo


Pasado este tramo de carretera, abandonamos ésta por su izquierda para tomar un cómodo camino que sube hacia el Valle de Villarrasil, donde aún queda alguna casa o cabaña destinadas por lo que parece a usos agrícolas o ganaderos sobre todo. Tras pasar a la altura de las casas, continuamos por el fondo del valle, a veces por lo que debían ser prados o pastos, a veces por entre el robledal que tenemos a nuestra derecha, hasta llegar a la altura de un abrevadero para ganado. También llegaríamos igualmente hasta esta fuente si no abandonamos el camino que sube desde la carretera, pasando por entre las casas,y continuando por el mismo, lo que quizá resulte más fácil para quienes no les guste el campo/monte a través.


Peña Valdorria a nuestra izquierda subiendo por el Valle de Villarrasil

A medida que ganamos altura subiendo por el valle, a nuestra espalda tendremos unas mejores vistas, pudiendo disfrutar ya de la figura elegante del Cueto Ancino.
El Cueto Ancino o Huevo de Nocedo apareciendo a nuestra espalda

Fuente hasta donde llega el camino desde la carretera
Una vez que dejamos atrás la fuente, continuamos algunos metros más ascendiendo por la parte derecha del valle, por una zona ya casi sin vegetación, para girar luego a la izquierda en dirección suroreste, primero entre pasto y matorral bajo, por donde se camina sin problema, para alcanzar luego un canal bastante pendiente, que ya vemos desde abajo, por donde llegaremos al collado previo al ascenso final a la cumbre de Peña Valdorria.

Valle de Villarrasil por donde subimos, con el Cueto Ancino al fondo

Peña La Verde y Cueto Ancino subiendo por el canal norte. Por detrás vemos la  Forqueta de Arintero, Susarón, Picos de Europa y Mampodres

Bodón, Peña del Pueblo y Peña la Verde llegando al collado
Una vez en el collado desde el que ya divisamos el valle de que forma el Arroyo Valdecesar por donde bajaremos al pueblo, tras una pequeña aproximación llegamos a una canal muy estrecha por la que ascenderemos hasta la cima. En esta "canaleta" debemos tener cuidado y subir con precaución, ayudándonos de las manos si es preciso, ya que hay tierra y pequeñas piedras movidas en las que resbalar no resulta difícil.

Canaleta final de ascenso a la cima, vista ya desde arriba
Y ya en la cima, si el día está claro como en este caso, tenemos unas buenas panorámicas hacia cualquier parte que miremos.

Vistas al Circo y Pico Pradollano, Pico Cueto y Montuerto en el valle

El Pico Polvoreda (o Correcillas) desde la cima. Al fondo a la derecha también se divisa el Cueto Fontún

Hacia Peña Galicia

Con los Picos de Europa al fondo. Por delante la Forqueta de Arintero, el Susarón y Mampodres

Vistas al Cueto Cabañas y Bodón

El Cueto Ancino en primer término. A la derecha el buzón del cumbres de Peña Valdorria
Desde la cumbre descendemos primero por la "canaleta" de subida hasta el collado previo a la cima.

Para continuar bajando luego por un sendero pedregoso, pendiente y bastante bien marcado, con dirección a la pista de tierra que ya por terreno llano y por la cara sur de la peña nos acerca hasta el pueblo de Valdorria, encontrándonos en primer lugar con su iglesia al entrar en el mismo.

Abajo vemos la pista que conduce a Valdorria

Bajando entre moles calizas





Entrado en Valdorria
Desde Valdorría, antes de bajar el río y al bosque hacemos un pequeño desvío hasta la Ermita de San Froilán, luego de recorrer los 365 escalones (según reza el cartel) que nos llevan a la misma.
Dicen que antes de la ermita, aquí o muy cerca, hubo un cenobio donde vivió como ermitaño San Froilán, que luego fue obispo de León.


Valdorria

La Ermita de San Froilán sobre el montículo rocoso

El sendero que conduce a la ermita
La ermita según cuenta la leyenda fue construida por San Froilán  con la ayuda de un borrico para acarrear la piedra. Pero un día un lobo le mató al borrico y como castigo San Froilán obligó al lobo a hacer el trabajo que ya no podía hacer el burro. Así en el escudo que está sobre la puerta de entrada todavía puede verse al lobo atacando al borrico.

Peña Galicia vista por encima de la ermita

Interior de la Ermita de San Froilán

Entrada a la ermita con el escudo donde puede verse el lobo atacando al borrico

Vistas al río por donde luego bajaremos

Vistas a Peña Galicia desde la ermita

Por detrá del campanario vemos la cima de Peña Valdorria
Desde la ermita para bajar hasta el río tenemos que desandar parte del camino que lleva a la misma y tomar otro sendero, hacia la izquierda, bien señalizado que conduce al río y al hoy llamado Bosque de las Hadas y que su nombre original hasta hace unos año parece ser que era La Támbore.



Tunel en la roca bajando al río


Un vez llegamos al río, una señal nos indica que podemos visitar el pozo de Burbuliegas, pero con mucha agua puede ser difícil llegar hasta él. Por tanto seguimos el curso del río hacía la Cascada de Valdecesar, teniendo que cruzarlo en cuatro ocasiones si queremos llegar hasta la parte baja de la cascada, que también se puede visitar desde la carretera sin necesidad de hacer senderismo.



Por el sendero que nos lleva junto al río podemos disfrutar de un precioso bosque de robles, abedules, frenos.... y de las numerosas pozas que vamos encontrado.















En el caso de la ruta a la que corresponde el track que enlazamos, después de cruzar el río en dos ocasiones con la ayuda de algunos troncos caídos, cuando tenemos que cruzarlo por tercera vez, ya muy cerca de la parte alta de la Cascada de Valdecesar, también conocida como de "cola de caballo",

Cascada de Valdecesar
 

como el río llevaba bastante agua, optamos por dar la vuelta y no mojar los pies, volviendo río arriba y por el mismo camino, hasta Valdorria, para bajar luego por carretera hasta Nocedo de Curueño, punto de inicio y fin de la ruta, con Peña Valdorria a nuestra izquierda y con el Pico Pradollano de frente.
Pico Pradollano


Bajando por las "zetas" de la carretera hacia Nocedo de Curueño
Esta ruta aunque se puede hacer perfectamente de una vez, se puede dividir también en dos veces, un día la subida a Peña Valdorria y otro día la visita a la Ermita de San Froilán, Bosque de las Hadas y acabando en la Cascada de Vadecesar.

La mejor época para esta segunda parte es a finales de verano cuando el río lleva poca agua y lo podemos cruzar más fácilmente.

El mapa del recorrido realizado con el enlace al track de a ruta en Wikiloc es el siguiente:



Powered by Wikiloc

No hay comentarios:

Publicar un comentario